Reseñas

Röyksopp – Melody A.M

Melody A.M.” rompe el estereotipo de la música house, madre del techno y el dance, presentándonos una atmósfera pop agradable para cualquier oído, factor fundamental para que su popularidad se abra paso fuera del circuito de la electrónica. El álbum tiene algunas ocasionales intervenciones de voz que se adicionan al colchón rítmico, yuxtaponiéndose como parte de una mezcla homogénea que asciende hacia la mitad del disco, preparándonos para la épica de ‘Poor Leno‘, con la voz de Erlend Øye (viejo conocido del duo).

En 1998, los noruegos Svein Berge y Torbjørn Brundtland se reunieron para formar Röyksopp, luego de haber trabajado juntos en el grupo Aedela Cycle. En ese tiempo, sacaron su primer sencillo, ‘So Easy’, que les significó su primer éxito y fue incluido en el álbum debut del dueto.

Lanzado tres años después, “Melody A.M.” es un viaje de ida y vuelta desde la calma hacia la aventura. Es fácil destacar ‘Poor Leno‘ y ‘A Higher Place‘, los dos cortes que median en álbum, como los picos de intensidad del mismo. Dicho por los propios Röyksopp, «Melody A.M.» es una mezcla entre los paisajes naturales de Bergen, ciudad de Noruega y cuna de la movida noventera apodada como Bergen Wave y la fuerza techno a la que eran afines. Esta dicotomía entre la naturaleza y los sintetizadores resultan en un relax constante que no opaca los puntos enérgicos que, reitero, tienen un orden determinado y no casual.